No más desperdicio de alimentos

¿Es eso posible? Pues bien, está claro que a cualquiera le puede pasar que una u otra fruta, verdura o yogur empiece a enmohecerse o se ponga malo sin que nos demos cuenta. Sin embargo, si tenemos un enfoque muy consciente de la comida, el desperdicio de alimentos puede reducirse al mínimo. Hoy tenemos valiosos consejos para que dejes de desperdiciar comida.

Nosotros, en los países occidentales, vivimos en la abundancia de alimentos. No sólo está todo disponible en los supermercados en cualquier momento, sino que además podemos comprar productos de la mejor calidad, sin marcas de impresión, por ejemplo. Esta cita de Global 2000 nos parece muy significativa y por eso queremos compartirla con ustedes:

«Alrededor de un tercio de los alimentos, es decir, 1.300 millones de toneladas al año, se desechan a lo largo de la cadena de valor en todo el mundo. Si se aplica a Austria la estimación de la UE de 180 kilogramos por habitante y año, eso supone 150 camiones semirremolque llenos de alimentos que se pierden cada día.»

Y por eso esperamos que pueda y quiera poner en práctica estos consejos: No más desperdicio de alimentos

Al comprar

  • Compre sólo la cantidad que realmente necesite. Piensa en cómo podrían ser los próximos días y vete de compras una vez más. Si no, también puedes hacer acopio de verduras congeladas o alimentos secos como pasta o lentejas para tener algo en casa en caso de que no puedas ir a la tienda inmediatamente.
  • Resiste la tentación y no te dejes tentar por ofertas como «llévate 3, paga 1» que pueden hacerte comprar productos que en realidad no necesitas.
  • Esté abierto a comprar «verduras o frutas no tan bonitas e impecables». Una zanahoria torcida sabe igual de bien (;
  • A menudo, en los departamentos de refrigeración, se pueden encontrar tarrinas con productos a mitad de precio porque están a punto de caducar. También puede tomar un bocado allí.

En casa

  • Para evitar que los alimentos se estropeen tan rápidamente en casa, es importante almacenarlos adecuadamente. Para el almacenamiento de alimentos tenemos
    otra entrada del blog para usted >>
  • La fecha de consumo preferente de, por ejemplo, las pastas para untar, los yogures, etc., indica que el producto no tiene defectos hasta esa fecha. Pero eso no significa que se estropee y no sea comestible a partir de ese momento. En teoría, puedes seguir comiendo estos alimentos bajo tu propia responsabilidad, pero, por supuesto, debes mirarlos, olerlos y probarlos antes para ver si siguen siendo buenos.
  • Los restos de comida del día anterior pueden añadirse simplemente al siguiente plato. Por ejemplo, basta con añadir los restos del arroz a la sartén de las verduras del día siguiente o utilizar las sobras de las pastas para refinar el plato.

Ayudemos juntos e intentemos poner en práctica estos consejos para contrarrestar el desperdicio de alimentos y mantenerlo lo más bajo posible.

P.D. Nuestro último consejo: puedes hacer fácilmente un jugoso pan de plátano con plátanos demasiado maduros.
Aquí tenemos una receta para ti >>

Fuentes

https://www.global2000.at/lebensmittelverschwendung

https://getreidemuehle.com/getreidemuehlen-blog/

https://www.bevegt.de/

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Carrito de compra
Ir arriba